Imprimir

“Cómo chingados no” … Mirtha Villalvazo desde hoy es presidenta municipal de Bahía de Banderas

Escrito por REDACCIÓN AZ NOTICIAS on . Posted in Bahía de Banderas

Fiel a su estilo abierto, claridoso y franco, al concluir su toma de protesta como nueva presidenta municipal de Bahía de Banderas, Nayarit, la nueva alcaldesa arengó a sus seguidores a que gritaran la porra “que si, que no, que como chingados no”


Por Osvaldo Granados

El protocolo fue salirse del protocolo. Ni la hora acordada de inicio a la ceremonia de toma de protesta, ni la sana distancia o un aforo moderado para evitar la alta concentración de gente en tiempo de pandemia, se cumplieron. No obstante, eso poco o nada importaron ante la alegría y entusiasmo de asumir el poder del municipio más joven pero más importante, próspero y que más aporta al estado de Nayarit.

Este viernes 17 de septiembre estuvo llamado a pasar a la historia en el municipio de Bahía de Banderas por diversas razones, de entrada, porque por primera vez el municipio será gobernado por una mujer. Asimismo, porque la hoy ya presidenta municipal Mirtha Villalvazo solo tuvo dos semanas de campaña, mucho menos tiempo que sus adversarios, y aun así les ganó. Asimismo, porque por primera vez, la sede oficial de toma de protesta se realizó fuera de la cabecera municipal que es Valle de Banderas, y se eligió el poblado de La Cruz de Huanacaxtle.

Pese a que las invitaciones marcaban la cita a las 9:00 de la mañana, fue poco más de una hora después cuando empezó la ceremonia y sesión solemne de  instalación del XI Ayuntamiento de Bahía de Banderas.

“HOY INICIA LA MEJOR HISTORIA PARA BAHÍA DE BANDERAS”

Aunque nerviosa y emocionada, Mirtha Villalvazo, se mostró segura, y con dominio de la palabra y el escenario. Al empezar su discurso y antes de agradecer y dar la bienvenida a sus invitados, entre quienes se encontraba su familia que, dijo, le ha dado todo, y  envalentonada expresó: “Hoy inicia la mejor historia para Bahía de Banderas”.

La lectura de su discurso tuvo mínimos trastabilleos y logró despertar tibios aplausos cuando dijo: “Bahía ya no es de unos cuantos, como desde hace 32 años, sino de todas y todos (…) Nayarit y Bahía de Banderas ya no pueden seguir en manos de unos cuantos”. Sin embargo, los más sólidos aplausos llegaron sobre cuando se refirió al presidente de la República Andrés Manuel López Obrador y a la llamada “cuarta transformación”.

Conforme avanzó su discurso, su confianza aumentó y subió el tono y volumen de su voz. “Hagamos la mejor historia”, ofreció. Asimismo comprometió “cero corrupción”, al igual que no robar, no mentir y no traicionar.

“Dicen que soy una mujer de carácter fuerte, pero en realidad soy una mujer valiente y no me he detenido ante ninguna adversidad, y se los voy a demostrar. Siempre he salido adelante, por mis hijos, por mi familia, y ahora lo haré por todo el pueblo de Bahía de Banderas”, resaltó en la recta final de su discurso.

A los presentes, entre quienes se encontraban empresarios de la región, diputados federales y el gobernador electo de Nayarit, Miguel Ángel Navarro, entre otros invitados especiales, subrayó:   "conquistaré su confianza con trabajo, con un proyecto transparente y honesto, que traiga seguridad, desarrollo y, sobre todo, cero corrupción."

Tras 12 minutos de discurso, y mientras la temperatura y la humedad incrementaban bajo el toldo instalado en la explanada de la Marina Riviera Nayarit , Mirtha Villalvazo se despidió mencionando: “Gracias por confiar en mi, no les voy a fallar”.  

Al final, en el ambiente prevaleció la esperanza de que Mirtha Villalvazo y su equipo “hagan la mejor historia”, como se mostraba en los rótulos principales de escenario ya con la nueva imagen de la presente administración municipal que presumió a todo tamaño y color “Hagamos la mejor historia”.

“QUE SI, QUE NO, QUE COMO CHINGADOS NO”

Aunque el discurso oficial ya había terminado, e incluso se había despedido, la nueva presidenta municipal regresó al micrófono para quitarse una espinita y saborear su triunfo y su nueva encomienda.  Para ello arengó a sus seguidores a que gritaran una porra, pero no cualquiera. Tomó la palabra y dijo: “Yo quiero pedirles un favor, porque ya sé que no voy a usar la porra que me acompañó como por 15 días (de campaña)”. Inmediatamente, sus seguidores, principalmente mujeres ubicadas al fondo del recinto, a todo pulmón gritaron: “Que si, que no, que como chingados no”.

Más Bahía de Banderas

Columna Invitada